¡El futuro del descanso está aquí! Colchones personalizados: ¿qué son?

Ahora que te has decidido a renovar el colchón de tu cama, seguro que te surgen las primeras dudas… ¿Y si el que compras si es demasiado rígido? ¿Te acabará dando demasiado calor? Para evitarte sorpresas, lo mejor es ir sobre seguro: elige uno de nuestros colchones personalizados, para que cumpla con todas tus expectativas. ¿Te sientes un poco perdido? ¡Vamos a explicarte cómo hacerlo!

 

Colchones personalizados: la revolución del descanso

Dado que somos una empresa comprometida en conseguir el mejor descanso saludable para nuestros clientes, te ofrecemos la posibilidad de comprar colchones personalizados que encajen verdaderamente con tus necesidades. Una vez que diseñes el tuyo, con los materiales, medidas y niveles de firmeza y frescor que necesitas, lo fabricaremos según los materiales y características que nos indiques y te lo haremos llegar a casa. ¡Así de sencillo!

¿A que es toda una revolución? Olvídate de tener que leerte los amplios catálogos de muchas marcas, con cientos de nombres y características impronunciables para ti. En Khama, el proceso de compra es muy sencillo. Basta con que nos respondas a tres preguntas: ¿qué firmeza necesitas? ¿Con qué intensidad de frescor? ¿Y qué sensación de calidez te gusta?

 

Cómo crear tu colchón Khama

A continuación, vamos a explicarte las propiedades de cada una de las partes que componen un colchón:

  • La firmeza

El núcleo del colchón que elijas será crucial para determinar el nivel de firmeza. Para una firmeza superior, lo mejor es un núcleo hecho con viscoelástica de alta densidad y HR (high resilience). Si necesitas una firmeza intermedia, te recomendamos la elección del núcleo de muelle microensacado. Y si eres una persona que suela recostarse de lado o tiene un peso ligero, es mejor elegir un colchón de látex.

  • El nivel de frescor

Dado que en invierno hace frio y en verano calor, ¿ cómo puedes evitar sentirte incómodo con tu colchón? ¡Muy simple! Puedes seleccionar los distintos tejidos que formarán cada lado del colchón: uno para la época estival y otro para la invernal. ¿Necesitas una mayor sensación de frescor? Opta por el tejido 3D, ya que es el mejor a la hora de regular aire y humedad. ¿Buscas un frescor intermedio? En ese caso, elige el tejido FERAN-ICE. Y si eres de los que se tapa con sábana hasta en verano, tu mejor aliado es el lino.

  • El nivel de calidez

¿No necesitas sentir tanto calor en invierno? En ese caso, será mejor que selecciones tejidos menos cálidos, como el algodón orgánico. Si deseas una calidez intermedia para los meses más frescos, escoge sin duda la seda natural. Y en el caso de que seas friolero, la lana es la perfecta reguladora de la humedad corporal.

¿Sabes ya cómo será tu futuro nuevo colchón? ¡Diséñalo ahora y nosotros nos encargaremos del resto!

Compartir
Facebook
Twitter
LINKEDIN
Instagram

Leave a comment

*