¿Qué es el estrés y cómo nos afecta?

Muchos de vosotros nos escribís diciendo que necesitáis cambiar de colchón y nos dais vuestros motivos. Una de las razones que no os deja dormir por la noche es el estrés. Al juntar estrés con un colchón antiguo, el seguir con nuestro día a día se hace cada vez más y más difícil. Por eso es importante entender qué es el estrés.

Por eso hoy queremos dedicar esta estrada del blog al estrés, a sus diferentes tipos y síntomas. Mucha gente sufre estrés en distintos grados y no lo saben. Esto se debe a que el estrés ya forma parte de su día a día, por lo que vivir con él se ha vuelto normal.

La RAE define el estrés como “tensión provocada por situaciones agobiantes que originan reacciones psicosomáticas o trastornos a veces graves”. Esta situación agobiante que no cesa puede llegar a provocar enfermedades físicas y psicológicas. Es esencial recordar que nuestra actitud frente a los retos de la vida es esencial, una misma situación causa distintos efectos a distintas personas. ¿Recordáis el vestido que se hizo viral donde se discutía si era blanco y dorado o azul y negro? Una situación estresante es igual, dependiendo de la persona el “problema” se verá de una manera u otra.

Enfermedades causadas por el estrés

Enfermedades coronarias: Sufrir un ataque cardíaco a consecuencia del estrés no es casualidad. El corazón sufre con los cambios de presión sanguínea constantes, incluso nuestra vista puede verse afectada.

Enfermedades cutáneas: Alergia, dermatitis, resequedad, caída del cabello y uñas quebradizas.

Enfermedades digestivas: Úlceras, gastritis, diarreas o inflamación del colon.

Enfermedades mentales: Trastornos bipolares, ataques de pánico, depresión, esquizofrenia y episodios de evasión de la realidad de forma inconsciente.

Enfermedades de tipo hormonal y sexual: Problemas menstruales, esterilidad, infertilidad, inflamación de la próstata y hasta impotencia.

Síntomas

Es importante reconocer los síntomas del estrés, ya que estos nos ayudarán a detectarlos tanto cuando nos ocurra a nosotros mismo como cuando ocurran a nuestros compañeros de trabajo, familia, amigos…

  • De comportamiento:

    • Irritabilidad sin causa aparente
    • Llanto de forma constante y repentino
    • Pensamientos repetitivos y obsesivos
    • Falta de concentración
    • Temor al fracaso y autocrítica muy negativa y exigente
    • Cambios de estado de ánimo frecuentes y sin razón aparente
    • Abuso repentino de alcohol, tabaco, drogas y comida
  • Físicos:

    • Disfunción sexual sin causa aparente
    • Dolor de cabeza frecuente
    • Tensión muscular
    • Insomnio (incluso estando cansado y con sueño)
    • Indigestión (incluso con buena alimentación)

¿Qué hacer para eliminar el estrés de nuestras vidas?

  • Tenemos que detectar qué situaciones nos producen estrés y evitarlas.
  • Llevar una vida con orden, sin sobrecargar nuestras agendas con actividades.
  • Alejarnos de las personas y situaciones tóxicas que nos rodean.
  • Ser felices con nuestro trabajo (en los pequeños detalles está la felicidad).
  • Dedicarnos tiempo a nosotros mismos: pensar en las cosas que nos hacen felices y hacerlas; escuchar nuestra música favorita; pasear por el parque; un baño de espuma…

Realiza una actividad deportiva: natación, baile, tenis, baloncesto o aikido. No todo el mundo ha nacido para ser runner como nos quieren hacer creer. Practicando deporte, gastarás energía y cuando llegue la hora de dormir, te será más fácil. Y lo más importante, conseguir un descanso reparador.

Compartir
Facebook
Twitter
LINKEDIN
Instagram

Leave a comment

*