Vive tu KHAMA, el colchón que se adapta a ti y a tu pareja.
¡Últimos días! Con tu colchón ideal te regalamos las almohadas.
Curiosidades / Ritmo circadiano: Qué y cómo influye en nuestro descanso

Ritmo circadiano: Qué y cómo influye en nuestro descanso

18/04/24 - 4 Min. Lectura
Ritmo Circadiano

¿Dificultad para conciliar el sueño? ¿Despertares nocturnos sin explicación? ¿Duermes pero no descansas? ¡Presta atención al ritmo circadiano de tu sueño y vuelve a aprovechar de tu descanso de la mejor manera!

Seguramente alguna vez te pasó que, cansado después de un día largo e intenso, decidiste irte a la cama temprano pero terminaste, otra vez, desvelado hasta largas horas de la madrugada. Seguramente también lo has adjudicado al calor, o al frío, o al ruido de los coches de esa ventana que nunca te da silencio. 

Pero no, lo que te venimos a contar es que los ritmos de vida actuales y la constante exposición a la luz artificial, pueden afectar negativamente nuestro sueño. ¿Recuerdas proteger tus ojos por la noche tras pasar 12 horas frente al ordenador? Nosotros tampoco, por eso en este artículo aprenderemos qué son los ritmos circadianos y cómo influyen en nuestro descanso. 

¿Qué son los ritmos circadianos?

Los ritmos circadianos son como los relojes biológicos de nuestro cuerpo, siguen un ciclo de aproximadamente 24 horas que está sincronizado con los cambios de luz y oscuridad en nuestro entorno. Son como conductores invisibles que regulan una variedad de funciones corporales importantes, como el ciclo sueño-vigilia, la temperatura corporal, la digestión y la secreción hormonal.

Por ejemplo, nuestro ciclo sueño-vigilia está influenciado por los ritmos circadianos. Nos sentimos más despiertos y alerta durante el día, cuando hay luz, y tendemos a sentirnos más somnolientos y listos para dormir cuando se hace de noche y la luz disminuye.

Entonces, se trata del ritmo natural de nuestro cuerpo, que nos ayuda a sincronizarnos con el mundo que nos rodea y a mantener un equilibrio saludable en nuestras funciones biológicas.

El ritmo circadiano del sueño

Para profundizar en por qué nuestro sueño se ve afectado por este factor, nos vemos obligados a ponernos más técnicos, aunque no menos interesantes: 

Los ritmos circadianos regulan el ciclo de sueño-vigilia a través de la producción de melatonina, una hormona que induce al sueño. Cuando hay luz, la producción de melatonina se reduce, mientras que aumenta por la noche, preparándonos para el descanso.

Desajustes en los ritmos circadianos del sueño

Cuando los ritmos circadianos se ven desajustados, ya sea debido al jet lag, a las horas frente al ordenador, al mal dormir o al trabajo nocturno, pueden impactar negativamente la calidad del sueño, manifestándose a través de diversos síntomas:

  • Dificultad para conciliar el sueño: Las personas pueden experimentar dificultades para quedarse dormidas al intentar conciliar el sueño en momentos del día en que su cuerpo no está naturalmente predisuesto a descansar. Por ejemplo, alguien que viaja a través de múltiples zonas horarias puede tener problemas para conciliar el sueño a la hora local.
  • Despertares nocturnos: Los desajustes en los ritmos circadianos pueden provocar interrupciones en el sueño durante la noche, haciendo que las personas se despierten en momentos inoportunos y tengan dificultades para retomar el sueño.
  • Sueño no reparador: A pesar de pasar tiempo en la cama, las personas pueden experimentar un sueño que no es tan reparador como debería ser. Esto puede deberse a la incapacidad del cuerpo para seguir su ritmo natural de descanso y recuperación.
  • Fatiga diurna: La falta de un sueño de calidad puede llevar a una fatiga persistente durante el día. Las personas pueden sentirse somnolientas, cansadas y tener dificultades para mantenerse alerta y concentradas en sus actividades diurnas.

Un ejemplo adicional sería una persona que trabaja en turnos nocturnos, cuyo cuerpo se ve obligado a estar despierto y activo durante las horas en las que normalmente descansaría. Esto puede resultar en una lucha constante contra el sueño durante el trabajo y la sensación de agotamiento crónico durante el día, lo que afecta negativamente su bienestar general.

¿Qué hacer para equilibrar nuestro ritmo circadiano al dormir?

Desde KHAMA somos partidarios de que el descanso de calidad comienza con una base sólida: un buen colchón. El colchón KHAMA Dual está diseñado para brindarte el soporte y confort que tu cuerpo necesita para un descanso reparador, fundamental para equilibrar el ritmo circadiano de tu cuerpo. 

Destaca por su diseño innovador, que combina cuidadosamente soporte y confort para ofrecer una experiencia de sueño excepcional. Su núcleo interior de muelles ensacados está diseñado para proporcionar el soporte necesario a cada parte de tu cuerpo, promoviendo una alineación adecuada de la columna vertebral y reduciendo puntos de presión. 

Pero, aunque para nosotros el colchón lo sea todo, hay otros factores importantes que puedes cambiar para mejorar la calidad del sueño y fortalecer los ritmos circadianos: 

  • Mantén un horario regular para dormir y despertarte: Acuéstate y levántate a la misma hora todos los días, incluso los fines de semana. Esto ayudará a regular tu reloj biológico.
  • Crea una rutina relajante antes de dormir: Establece una rutina que te ayude a relajarte antes de acostarte, como leer un libro, meditar o tomar un baño caliente.
  • Reduce la exposición a la luz azul antes de dormir: Evita usar dispositivos electrónicos como teléfonos móviles, tabletas o computadoras al menos una hora antes de ir a la cama. La luz azul que emiten estos dispositivos puede interferir con la producción de melatonina.
  • Exponte a la luz natural durante el día: Procura recibir luz solar directa durante al menos 30 minutos cada día. La luz del día es el principal sincronizador del reloj biológico.
  • Crea un ambiente adecuado para dormir: Asegúrate de que tu habitación sea oscura, silenciosa y fresca para favorecer el sueño.
  • Evita la cafeína y el alcohol antes de dormir: Estas sustancias pueden estimularte y dificultar el descanso.
  • Realiza ejercicio regular: La actividad física regular puede mejorar la calidad del sueño, pero evita hacerlo demasiado cerca de la hora de acostarte.

Recuerda que, si has implementado las recomendaciones anteriores y sigues teniendo problemas para dormir o ves desequilibrios en tu ritmo circadiano, consultar con un médico o especialista en sueño te permitirá obtener un diagnóstico y tratamiento adecuado para tu buen dormir. 

Carrito
Actualizando...
  • No hay productos en el carrito.
Completa tu pedido
¡Bienvenido/a a
la tienda de KHAMA!
Iniciar sesión

¿Aún no tienes una cuenta en KHAMA? Crea una ahora:

Crear cuenta

Soporte / [email protected]

Crear cuenta

¿Ya tienes una cuenta en KHAMA? Inicia sesión ahora:

Iniciar sesión

Soporte / [email protected]

¡Tenemos un regalo para ti!

Regístrate y obtén un 5% de descuento en tu primera compra.

¡Tenemos un regalo para ti!

Regístrate y obtén un 5% de descuento en tu primera compra.